2017-04-19

Santa Cathy O'Brien (4): sexo lésbico-satánico con Hillary Clinton y grabaciones comprometedoras en el Bohemian Grove


Gus Schneider, mapa del Bohemian Grove, 1952 (detalle, hacer clic para ampliar).

Continuación de http://deliriousheterotopias.blogspot.de/2017/04/santa-cathy-obrien-3-pornografia-por.html.

Cathy O'Brien volvió a coincidir con Bill Clinton en 1982, en Berryville, Arkansas, que iba a dar un discurso y al que acompañaban Hillary y Chelsea. Entonces, según la esclava de control mental, Bill estaba ya en el punto de mira del poder real en la sombra para ser presidente:
"Como George Bush, Bill Clinton era un miembro activo del Consejo de Relaciones Exteriores, el Club Bilderberg y la Comisión Trilateral. De acuerdo con muchas conversaciones que oí, Clinton estaba siendo preparado y acicalado para ocupar el cargo de presidente, bajo el disfraz demócrata, para el caso de que el pueblo estadounidense se desilusionara con los líderes republicanos. Se sabía además que Clinton tenía un alto grado de conocimiento del Nuevo Orden Mundial y le profesaba lealtad" (#14).

Propaganda de la campaña de Bill Clinton a Gobernador de Arkansas.

Cerca de Berryville estaba la Swiss Villa, en Lampe, en cuyo Centro de Trauma de Cercanía a la Muerte programaban a Cathy. Allí volvió a coincidir con Bill Clinton en 1983 en una operación encubierta de drogas. Clinton tenía ganas de participar en el "Juego más peligroso". Había sido visto también participando en orgías bisexuales en la Villa (#14).


Portada de un libro de ilustraciones sobre Hillary Clinton.

O'Brien tuvo también un singular encuentro sexual, oral, lésbico y satánico, con Hillary Clinton:
"Hillary estaba completamente vestida y tumbada en la cama, durmiendo, cuando la mujer de Hall y yo llegamos.
—Hillary, te he traído algo que te va gustar mucho. Una especie de sorpresa inesperada. Bill le ha ordenado que abandonase la reunión, y la he llevado a mi habitación y he hecho un descubrimiento interesante. Ella es, literalmente, una puta de dos caras (se refiría a la cara tallada en mi vagina).
—¿Hmm? —Hillary abrió los ojos y se desperezó—. Enséñamelo.
La esposa de Hall me ordenó quitarme la ropa, mientras Hillary miraba.
—¿Está limpia? —preguntó Hillary, queriendo decir, libre de enfermedades.
—Por supuesto, es de Byrd —respondió ella, siguiendo la conversación como si yo no estuviera—. Además, he oído a Houston decir algo así como que es una Modelo Presidencial...
—Eso quiere decir que está limpia —dijo Hillary, escuetamente, mientras se levantaba. [...]
La esposa de Hall dio unas palmaditas en la cama y me ordenó que le mostrara la mutilación. Hillary exclamó: —¡Dios! —y acto seguido empezó a hacerme sexo oral ella a mí.
Aparentemente excitada por el relieve tallado en mi vagina, Hillary se puso de pie y rápidamente se bajó las bragas y las medias de nylon de señora. (Hillary Clinton es la única mujer que se ha excitado sexualmente al ver mi vagina mutilada). Desinhibida, a pesar de haber estado todo el día bajo el sol ardiente, jadeaba: —¡Cómeme! ¡Oh, Dios mío! ¡Cómeme ahora mismo!
Yo no tenía más remedio que cumplir sus órdenes..." (#14).

"Alicia en el País de las Maravillas."

En 1983 Cathy y su hija Kelly, que entonces tenía 3 años, esperaban en las escaleres del Senado, junto al Congresista Guy Vander Jagt, para ver a los entonces Presidente Ronald Reagan, Vicepresidente George Bush y Congresista Dick Cheney:
"Vander Jagt se puso de cuclillas, con una rodilla en el suelo, para hablarle [a Kelly], y le dijo: —Hoy es un día especial, porque vas a ver al Tío George (Bush), mientras Mami ve al Tío Ronnie (Reagan).
Se puso de pie y la cogió de la mano, diciendo, en el lenguaje críptico de "Alicia en el País de las Maravillas": —Vamos juntos a una aventura..." (#15).

"El Barrio del Sr. Rogers"

Para confundir a la niña Kelly, de 3 años, pero ya, también esclava sexual, George H. W. Bush se refería intencionadamente al programa de televisión infantil "Mister Rogers' Neighborhood (El Barrio del Sr. Rogers), y vestía e imitaba la voz de Mr. Rogers:
"—Ven aquí, pequeña. Quiero preguntarte algo. ¿Tú ves "El Barrio del Sr. Rogers?"
—Sí, señor —respondió Kelly.
Bush dijo a Kelly: —Bueno, yo soy un poco como el Sr. Rogers, cuando hace que sus muñecos se muevan y hablen; como tu papi (Houston, ventrílocuo) hace con Elmer (su muñeco). Así que yo soy como el Sr. Rogers, porque tengo un montón de marionetas, solo que las mías son la gente. Tengo incluso un Rey (Fahd) como el Sr. Rogers. Yo manejo los hilos (imitaba los movimientos de manos de los teatros de guiñol) y hablo a través de ellos. Ellos dicen mis palabras, y creamos un montón de aventuras emocionantes. Ahora mismo estoy construyendo un nuevo barrio (el Nuevo Orden Mundial). El escenario está preparado, y tengo los hilos de todo el mundo. Necesito que me ayudes; juntos podemos tirar de los hilos de tu madre. Ella está en mi barrio. Esto significa que tú también estás en mi barrio. [...]
Bush se puso de pie y la cogió de la mano: —¡Vamos! ¡Me gustaría enseñarte mi Barrio! —y la condujo hasta la puerta" (#15).

La hija de Cathy O'Brien, Kelly, con su padre Wayne Cox.
"Tras su iniciación en el "Barrio" de George Bush, Kelly pasó a ser una enferma física, como ocurría después de cada encuentro sexual que tenía con él. Llegaba a los 40 grados de temperatura, vomitaba y sufría dolores de cabeza que la impedían moverse durante unos tres días (lo que es coherente con el trauma provocado por la alta tensión). Estas fueron las únicas evidencias delatadoras, además de las cicatrices de quemaduras que tenía en su piel. [...] Kelly se quejaba a menudo de un dolor intenso en los riñones, y el recto le sangraba normalmente uno o dos días después de que Bush abusara sexualmente de ella. [...] El recto sangrante de Kelly era solo uno de los muchos indicadores físicos de las perversiones pedófilas de George Bush. Le he oído decir abiertamente, en muchas ocasiones, que abusaba sexualmente de ella" (#15).

George H. W. Bush coloca una Pirámide Illuminati, con el vértice dorado, sobre sus genitales, mientras observa a sus 6 nietos jugar, en su cama de matrimonio... ¿Está este masón de grado superior al 42 realizando un acto de magia sexual pedófila?

En la última reunión con Reagan, Bush y Cheney le habían dado a O'Brien órdenes para una nueva operación, denominada "Greenbacks for Wetbacks" (Billetes verdes para espaldas mojadas), en la que esta y su controlador Alex Houston debían actuar como intermediarios en las relaciones encubiertas entre los primeros y los máximos dirigentes de México del momento, Miguel de la Madrid y Carlos Salinas de Gortari (#16).


Los cambios de rostro de Mr. Alexander en "La naranja mecánica" de Stanley Kubrick.

Ya hemos visto que Michael Aquino consiguió impactar al General Noriega haciéndole creer que el control mental era una posesión demoníaca. Esto mismo nos lo vuelve a decir O'Brien poco después:
"La cara de un múltiple a menudo varía ligeramente de frecuencia, con cada cambio de personalidad, lo que «confirma» cómo ven las comunidades religiosas ocultistas la llamada «posesión demoníaca». La lógica elimina rápidamente esta creencia, al mostrar que las expresiones de la gente cambian en función de la emoción, el color y el tono de la piel, la presión arterial, y la contracción o el relajamiento de determinados micromúsculos. Y los cambios de cara de los que padecen desorden de personalidad múltiple son más exagerados, cuando a estas condiciones naturales se suman los resultados de una sofisticada programación" (#17).
Otro tema interesante que encontramos en el libro es el de las técnicas holográficas utilizadas para manipular a los programados mentales. En una ocasión George Bush le dijo a O'Brien que él era un alienígena reptiliano, y que podía transformarse en humano a voluntad. Lo hizo al mismo tiempo que activaba una holografía que hacía creer en que esto estaba sucediendo realmente (#17). Bill Bennett volvería a hacer algo parecido ante O'Brien en el Centro de Vuelo Espacial Goddard de la NASA (#19), y lo mismo haría Miguel de la Madrid, metamorfoseándose aparentemente en iguana (#29).

Parece por lo tanto que están utilizando tecnología holográfica y programados mentales para producir desinformación, recurriendo al tema de los reptilianos metamórficos, que se remonta al menos a la serie "V Invasión extraterrestre" de los años 80. Este parece ser el caso de parte de lo que cuentan David Icke, Arizona Wilder, James Casbolt, etc.


Trilogía "Matrix".

Además de su formación católica, otros álters frontales, esto es, de fachada, de Cathy O'Brien, fueron creados en la Lord's Chapel Pentecostal Church, en Brentwood, Tennessee, cuyo reverendo era un agente de la CIA. Lo interesante es que aquí volvemos a ver cómo control mental y religión vuelven a confluir, cómo los símbolos de control mental consiguen aglutinar distintas funciones, distintos planos, actuando al mismo tiempo como tapaderas y como disparadores de programación de esclavos:
"El «Pastor» Moore utilizaba su conocimiento de las claves, códigos y disparadores, tanto de Kelly como míos, así como su lenguaje metafórico, para mantener y/o dirigir nuestra manera de operar. Los «seguidores» de Moore eran principalmente esclavos y controladores de los programas de control mental del Gobierno, incluyendo The Mandrells, Jack Greene y su esclavo, los Oak Ridge Boys, y otros. [...] La «orientación religiosa» de Moore equivalía a mantener la programación de control mental a través de las «órdenes de Dios». Y las «órdenes de Dios» a menudo llegaban por teléfono" (#18).

Trilogía "Matrix".

En paralelo a las operaciones encubiertas, tanto Cathy como Kelly, todavía siendo una niña, eran grabadas en pornografía, que contribuía a financiar la agenda secreta del Nuevo Orden Mundial. Pero aquí vemos otra vez cómo la pornografía jugaba un papel estructural central en las tramas del poder oculto. Ya hemos visto que Ronald Reagan apoyó la pornografía, tanto la legal como la ilegal, y muchas producciones se hacían específicamente para satisfacer sus perversiones. Pero además vemos cómo las grabaciones de sexualidad pervertida jugaban un papel central en la trama de compromisos que asegura que los diversos niveles de la jerarquía en el poder trabajen al servicio de la agenda Illuminati:
"Las habilidades en la filmación de pornografía servían a Michael Danté para varios propósitos. Además de producir pornografía de acuerdo con las perversiones y las indicaciones del propio Reagan (hecho bien conocido), Danté estaba presente en muchos «encuentros» gubernamentales internacionales clave. A menudo, cuando éramos, tanto yo como otras, prostituidas a líderes de diversos gobiernos (Nuevo Orden Mundial), Danté tenía cámaras ocultas para filmar actos sexuales pervertidos, aparentemente para utilizarlos en futuros chantajes. La mayoría de estos vídeos eran escandalosos y generalmente era Reagan quien los mandaba grabar. Danté entregaba los vídeos a Reagan, y en secreto se quedaba con copias para protegerse a sí mismo."

Una reunión en el Bohemian Grove en 1967.
"Entre esas cintas escandalosas a nivel internacional hay numerosos vídeos grabados, de manera encubierta, en el Bohemian Grove, el patio de recreo sexual del norte de California, que es de hecho, en este sentido, menos seguro políticamente de lo que se cree. Según Houston, Danté tenía cámaras indetectables de alta tecnología, con fibra óptica y lentes de ojo de pez, en las numerososas salas de diversas temáticas de perversión sexual de este club de la élite. Yo conocía estas cámaras, y me colocaba en posiciones estrategicas, cuando era prostituida en las distintas salas temáticas de perversión sexual, para poder comprometer a los políticos involucrados.
Me programaron y prepararon para funcionar en todas las salas del Bohemian Grove, con el fin de comprometer «objetivos» específicos del Gobierno, en función de sus perversiones personales. «Cualquier cosa, en cualquier momento, en cualquier lugar, con cualquiera»; estas eran mis instrucciones de funcionamiento en el Grove. Seguramente no llego a entender por completo la función de esta cloaca de recreo político, pues mi percepción se limita al ámbito de mi propia experiencia. Pero lo que sí entiendo es que el Bohemian Grove sirve a aquellos que están impulsando el comienzo del Nuevo Orden Mundial, a través del control mental, y que son, principalmente, los cargos más altos de la Mafia y del Gobierno de los EE.UU. Los esclavos del Proyecto Monarca de control mental eran abusados allí de manera sistemática para cumplir con el propósito principal del Club: proporcinar perversión (#18).

El Búho en el Bohemian Grove.
"Mi función en el Grove era de naturaleza sexual, y por lo tanto mis percepciones se limitaban al punto de vista de una esclava sexual. [...] Esclavos de edad avanzada o cuya programación fallaba eran asesinados sacrificialmente «al azar» en las áreas boscosas del Bohemian Grove. Y me di cuenta de que era «simplemente una cuestión de tiempo que llegara mi turno». Los rituales se hacían en un monumento gigante, un búho de hormigón, situado en la ribera del Río Ruso...
Mi propia amenaza de muerte me fue inculcada cuando fui testigo de la muerte, en un sacrificio, de una víctima joven, de cabello oscuro. En esta ocasión me ordenaron actuar sexualmente «como si mi vida fuese en ello». Me dijeron: —... la próxima víctima sacrificada podrías ser tú. En cualquier momento, cuando menos lo esperes, el búho te consumirá a ti" (#18).

Gus Schneider, mapa del Bohemian Grove, 1952 (detalle, hacer clic para ampliar).
"El Club ofrecía una sala de temática «necrofílica» a sus miembros. Yo estaba drogada y programada de una manera tan intensa, cuando me utilizaban en la sala de «necrofilia», que la amenaza real de «deslizarme a través de las puertas de la muerte» y ser sacrificada «antes de saberlo» no me afectaba. [...]
Otros espacios de temática pervertida del Bohemian Grove incluían el que oí a Ford denominar el «Cuarto Oscuro». [...] En el «Cuarto Oscuro» los miembros tenían relaciones sexuales con el mismo esclavo de control mental que estaban viendo pornográficamente en una gran pantalla de televisión.
Había una vitrina triangular de cristal, en medio de un vestíbulo, en la que fui encerrada con varios animales entrenados, incluyendo serpientes. Los miembros del Club que pasaban por allí veían escenas provocadoras de bestialismo, mujeres con mujeres, madres con hijas, niños con niños, o cualquier otra muestra de perversión sin límites.
Una vez fui brutalmente asaltada por Dick Cheney en la Sala de Cuero, que estaba diseñada como una oscura litera de tren, forrada de cuero negro. [...]
Había una sala de grilletes y torturas, otra de luces negras y estroboscópicas, un fumador de opio, altares para rituales sexuales, una capilla, salas de orgías en grupo con camas con doseles, camas de agua y casas de «gatitas» . Me usaban como una «muñeca de trapo» en la «tienda de los juguetes», y como un urinario en la sala de los «arcos dorados»" (#18).

El Secretario de Educación Bill Bennet.


El Senador Bob Bennett en 2010.

Otros de los políticos implicados en la programación y el abuso de esclavos de control mental fueron, de acuerdo con Cathy O'Brien, el entonces Secretario de Educación Bill Bennett, y su hermano, que después sería Senador, Bob Bennett:
"Cuando Bill y Bob Bennett asaltaron juntos sexualmente a mi hija Kelly y a mí en el Bohemian Grove, en 1986, yo ya conocía a Bill Bennett, como programador de control mental, desde hace algún tiempo. Bennett vinculó la programación jesuítica/vaticana, que aplicó a mi acondicionamiento católico, inculcado desde un principio a través del Rito de Permanecer en Silencio. Mediante manipulaciones adicionales de mis percepciones «interior-dimensionales», Bennett creyó haber compartimentalizado para siempre sus secretos personales de sexo perverso, con su hermano Bob y mi hija, que entonces solo tenía seis años. Bennett también había manipulado mi mente de acuerdo con las «órdenes» del Vaticano, a través del centro de programación del Colegio Jesuita de Byrd, en West Virginia" (#19).
Bill Bennett utilizaba el collar que le habían regalado a O'Brien en su primera comunión, como una manera de vincular su programación y estos traumas de la infancia, la azotaba en salas privadas de la Casa Blanca y la confundía uniendo temas religiosos y alienígenas. También la programaba en el Centro de Vuelo Espacial Goddard de la NASA (#19). Byrd le ordenó que trabajaría a las órdenes de Bennett para implementar la agenda Educación 2000.

O'Brien nos habla también de un cóctel, en la Casa Blanca, en el que se reunía la Orden de la Rosa, que impulsa el Nuevo Orden Mundial. El entonces Presidente Ronald Reagan llevaba un capullo de rosa en el ojal de la chaqueta, que servía para identificar a los adeptos de la Orden, pero también como disparador de control mental para Cathy (#20).


El Presidente Ronald Reagan y el Primer Ministro canadiense Brian Mulroney en 1986.

En el cóctel en la Casa Blanca estaba el Primer Ministro canadiense Brian Mulroney, que también llevaba una rosa en el ojarl para simbolizar su pertenencia a la Orden de la Rosa, y también conocía y utilizaba la programación mental. Reagan le ofrecía a Mulroney la esclava sexual para su disfrute:
"—La Isla de Mackinac fue su comienzo en el proyecto —explicó Reagan en los términos utilizados por quienes están familiarizados con las operaciones de control mental. Mulroney parece que estaba al corriente de mi control mental por parte del Estado y me miraba maliciosamente como si fuera una mercancía. Reagan se dio cuenta de su interés y pasó a actuar como un proxeneta—. Te recomiendo que la cojas y os vayáis con el resto. Es una pieza de juego excelente para usarla en cualquier posición. Y es segura. [...] Luego te daré las llaves.
Experto en utilizar las señales y los disparadores de la Orden de la Rosa, Mulroney dijo: —Dame solo la llave de su corazón y ella es mía" (#20).
Después Mulroney disfrutó sexualmente de O'Brien y de otras tres esclavas, en una habitación privada de la Casa Blanca, de nuevo utilizando temas de programación mental (#20). Lo mismo haría con Cathy y su hija Kelly en la Isla Mackinac en otra ocasión (#21).


El Senador Lamar Alexander.

Otro de los perpetradores era el Gobernador, y hoy Senador por Tennessee, Lamar Alexander:
"Había conocido a Lamar Alexander en 1978, en un ritual satánico del que fui víctima, en un rico vecindario de Nashville, Tennessee. Lamar Alexander presidía aquel ritual oculto de orientación sexual, con un conocimiento total de mi victimización en el Proyecto Monarca de control mental y del impacto que sus acciones estaban teniendo en mi mente. Entonces experimenté, como después en diversas ocasiones a lo largo de los años, que la perversión sexual de Lamar Alexander era llevar a su víctima a la cercanía de la muerte mediante asfixia oral" (#21).
O'Brien nos habla de otras ocasiones en que fue prostituida con Alexander, como una vez en que tuvo que hacerle sexo oral en un local de Tennessee, y perdió el conocimiento como resultado de la asfixia (#21).

A mediados de los 80 participó en operaciones con el Presidente de Nicaragua Daniel Ortega. El Gobierno estadounidense le había obsequiado a Ortega con los servicios sexuales de O'Brien, en el marco de sus relaciones ilegales, al mismo tiempo que servía para transmitir mensajes secretos (#22).


El Director de la CIA, William Casey, en 1986.

En 1985 O'Brien se reunía con el entonces Director de la CIA, William Casey, en su finca de Long Island. Casey la preparaba para una misión en Haití, utilizando la programación de control mental:
"—Puedo ver claramente que has hecho un voto de silencio. Mantenlo. Mantenlo y escucha —susurró Casey, utilizando disparadores predefinidos.
Metió la mano en el cajón y sacó una caja de unos 30 cm, de color marrón, con un diamante en relieve en la tapa.
—He recibido una caja, totalmente anónima, como ocurre de vez en cuando —dijo Casey—. La caja lleva tu nombre. Esperaba abrirla y encontrar el habitual camaleón agujereado, pero he encontrado, en cambio, un arma destinada a alguien.
Abrió la caja delante de mí. En el interior, sobre un cojín de algodón, yacía una elaborada daga, con el mango del mismo cristal rosado que el del crucifijo que Byrd me había regalado en «nuestra noche de bodas». En el momento en que reconocí la participación de Byrd en esta macabra prueba, me di cuenta de que mi primera reunión en persona con Casey prometía ser tortuosa. Escuchaba, en un profundo trance, a Casey diciendo:
—¿Es un cuchillo o un crucifijo? No sabría decirte. Ambos simbolizan el martirio, me parece a mí. Fíjate en el relieve de la rosa tallado en el vidrio. Ahora... me pregunto quién me habrá mandado esto a mí para dártelo a ti...
[...] —Cortaré lo que quiera, con el filo y la exactitud de este cuchillo. —Casey cortó la parte delantera de mi sujetador, mostrando la piel entre mis pechos en la que Byrd a menudo me cortaba con su navaja. Perforó mi esternón tan profundamente que pensé que me partiría en dos, y de hecho un fragmento de mi personalidad se disoció para compartimentalizar este evento. Utilizando un programa jesuita estándar, basado en el infinito, Casey me instruyó y programó con los mensajes que debía entregar, como si mi vida me fuese en ello" (#23).
Después Casey programaba a O'Brien para una misión, que incluía mensajes secretos para el General Cédras y François Duvalier (#23).

Continúa en http://deliriousheterotopias.blogspot.de/2017/04/santa-cathy-obrien-5-bush-cheney-y-sus.html.

Pedro Bustamante es autor de "Sacrificios y hierogamias: La violencia y el goce en el escenario del poder (1 y 2)" (2016) y "El imperio de la ficción: Capitalismo y sacrificios hollywoodenses" (2015).